El verdadero lujo para el comensal actual

Recupero una pequeña entrevista que le hice al crítico gastronómico Philippe Regol, incluida en el número de febrero de este año en la revista El Duende.

De ella, me gustaría destacar la reflexión final: el lujo en el que se ha convertido el poder encontrar al cocinero en su cocina, cosa cada vez más difícil de conseguir.

Y es que al acudir a la casa de alguien (el restaurante) se presupone que el gran anfitrión (su cocinero) estará presente durante el servicio de comidas y cenas, o al menos eso es lo que esperan sus invitados (comensales). Y que si así ocurre, será él quien se ocupe de revisar que todo sale a su gusto y corrija, a su vez, aquello que no le convence.

Lo cierto es que en la actualidad estos “cocineros en la nube”, como les denomina Regol, cuentan con varios negocios en funcionamiento y, como es evidente, no pueden estar en todos ellos al mismo tiempo. Pero siempre existirá el original, el lugar en el que comenzó todo y que es donde se le busca. Además hay que tener en cuenta que muchos de ellos cierran por temporadas para poder, durante esos meses, crear nuevos platos, desarrollar ideas, dedicarle tiempo a lo que no le pueden dedicar el resto del año y para ¿viajar?.

Evidentemente cada uno gestiona su negocio como quiere, o puede, pero se adivina que en un futuro cercano el hecho de contar con el chef en el restaurante supondrá un plus de calidad que los clientes cada vez tendrán más en cuenta a la hora de hacer una valoración global de su experiencia.

fullsizeoutput_7b6

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s